Felices mis 16

Llegó el día, mis 16 inviernos. Todo mis sentimientos estaban entrelazados a una simple palabra, un "felicidades" de esa persona. Esperaba y nunca llegaba, me desesperaba de tal manera que rocé la locura. Todo es tan distinto en un año atrás, antes de que pudiese abrir los ojos, estaba ahí, su texto de felicitación. En ese momento, era como una más, pero ahora la necesito, con él sentí cosas que jamás he vuelto a experimentar, me sentía viva y ahora soy como las hojas de los árboles apunto de caerse. No quiero sentir esta dependencia, no quiero que controle mi vida, quiero sonreír hasta que me duelan las mejillas. Voy a soñar mi vida y a vivirla, empezaré de cero y dejaré atrás los miedos. Todo acaba y comienza hoy, ¡Felices mis 16!

Entradas populares de este blog

Debilidad

Quién me lo iba a decir

Tú a mi no me engañas